Anonim

Asistir a un miembro de la familia

Asistir a un miembro de la familia

Descansar y dormir

La necesidad de descansar Alteración del sueño: las causas Promover el sueño.
  • La necesidad de descansar
  • Trastornos del sueño: las causas
  • Promover el sueño

La necesidad de descansar

El descanso y el sueño son actividades fundamentales para el bienestar de cada persona. La calidad de vida también depende de un descanso adecuado: la recuperación de la fuerza, la concentración, la sensación de bienestar derivada del sueño son la base de una vida saludable.

La necesidad de descansar y dormir debe ser apoyada porque la ausencia de descanso y sueño puede dar lugar a una gran cantidad de trastornos como:

  • desaceleración ideomotor;
  • dificultad para memorizar y recordar;
  • tendencia a cometer errores;
  • depresión y agotamiento de fuerzas.

En consecuencia, para poder vivir, el ser humano debe necesariamente dormir.

El insomnio es un problema muy frecuente, especialmente entre las personas mayores, y se caracteriza por el conjunto de trastornos que dificultan el proceso normal de sueño con la imposibilidad de conciliar el sueño y los despertares repetidos y matutinos.

Las causas del insomnio son múltiples y pueden ser de naturaleza psicológica o física. La calidad de vida es, en cualquier caso, muy pobre, el rendimiento en el trabajo disminuye y la posibilidad de incurrir en accidentes aumenta dramáticamente.

En general, se distinguen dos tipos de trastornos del sueño:

  • insomnio primario
  • insomnio secundario

El insomnio primario no tiene una causa precisa, mientras que el insomnio secundario es consecuencia de enfermedades de naturaleza psicológica o física (insuficiencia respiratoria, dolor crónico, etc.).

Algunos estudios han demostrado que el insomnio prolongado puede ser la alarma de una posible depresión latente.

Dormir y descansar son dos actividades que tienen algunos elementos en común, pero que difieren en la condición mental peculiar que producen.

El descanso permite que el cuerpo recupere su fuerza y ​​se relaje, pero es una actividad que no implica necesariamente el acto de dormir. Descansar significa relajarse, disminuir el grado de atención, inactivar algunas áreas del cerebro y activar otras mientras se mantiene el estado de vigilia, es decir, sin quedarse dormido. Acostarse en el sofá leyendo un libro o escuchando música es una actividad tranquila.

Por otro lado, el sueño apaga la conciencia del mundo externo y abre las puertas de un "mundo interno".

Durante el sueño, el cerebro desactiva temporalmente algunos centros y activa otros. Solo con fines informativos, recuerde que el sueño se caracteriza principalmente por dos fases: fase REM y fase no REM.

En la fase REM, caracterizada por movimientos oculares rápidos (Rapid Eye Movement), el sueño adquiere características particulares: la actividad del sueño (sueño) se vuelve predominante y tanto la circulación como la actividad respiratoria experimentan cambios; Esta fase ocurre 5 o 6 veces por noche.

En la fase no REM, el cerebro está menos estresado y el sueño es más regular. La fatiga puede evitar que la persona entre en la fase REM y, por esta razón, los sujetos que se cansan mucho durante el día informan que no recuerdan sueños. Una persona adulta debe dormir unas ocho horas al día, los bebés pueden dormir dieciséis, diecisiete horas al día.

Volver al menu